Páginas vistas en total

domingo, 30 de marzo de 2008

el gobierno boliviano está obligado a esclarer denuncia

aparece en sitio destacado de Periodismo Latino de la importante Periodismo Digital que cuenta con millones de suscriptores. que Bolivia esté entrenando milicias en su territorio para actuar en contra el gobierno democrático del Perú, es serio, es grave y delicado. más allá del desmentido se tienen que enseñar evidencias en contra para poner a salvo la maltrecha reputación del gobierno del MAS.
(Paul Monzón).- Según el servicio de inteligencia del gobierno peruano resrvistas de este país estarían siendo entrenados en instalaciones militares en Bolivia para que actuen como milicias chavistas para desestabilizar al gobierno de Alan García. Ya lo denunció recientemente el Minsitro del interior Luis Alva Castro al asegurar que hay pruebas de que las "Casas de ALBA" (Alternativa Bolivariana para las Américas)tienen nexos directos con el gobierno del "Gorila Rojo"(Hugo Chávez).
La revista Caretas de Perú publicó un informe que, reproducimos a continuación, es como para preocuparse. Y mucho.
(CARETAS).-La primera semana de marzo, el ministro del Interior Luis Alva Castro hizo un anuncio particularmente sorprendente. Refirió haber encontrado pruebas concretas de presuntos nexos entre las llamadas ‘Casas del Alba’, hoy investigadas por el Congreso de la República, con Venezuela y otro país. “Hemos tenido acceso a cheques que se envían desde otro país. No quiero revelar más”, dijo.
CARETAS obtuvo copia de uno de estos cheques –descubiertos en una de las 14 ‘Casas del Alba’ peruanas–, y su contenido explica el misterio. Fue girado por la Embajada de Venezuela a través de la cuenta 20000008773435 de la oficina del Banco Unión en la avenida Camacho Nº 1416, en La Paz, Bolivia. “Páguese a la orden del Edificio Illimani”, refiere el documento. Dicho edificio se encuentra ubicado en la avenida Arce, esquina Campos, Nº 2678, una de las zonas financieras más importantes de la capital boliviana. Y allí, en los pisos cuatro y cinco del edifico, está situada la sede diplomática venezolana.
La figura se repite en otros casos. A través de esa misma cuenta en Bolivia, según la Dirección Contra el Terrorismo (Dircote), salió el dinero para financiar el viaje de 12 integrantes de la Coordinadora Continental Bolivariana (CCB), ‘Capítulo Perú’, a Quito. Siete de ellos fueron atrapados el 29 de febrero en Tumbes, luego de que participar an en el II Congreso de la CCB, patrocinado por las FARC colombianas.
LA CCB ‘CAPÍTULO PERÚ’ es vigilada por la Dircote desde hace más de un año. No son nuevas las sospechas de sus nexos con las FARC y el MRTA. En todo caso, a fines de octubre pasado, los detectives de la Dircote notaron que, cada cierto tiempo, llegaban al local de la CCB, en el jirón Camaná, grupos de ex reservistas y licenciados de las FF. AA.
El seguimiento a los reservistas llevó a Puno y luego a La Paz. Los reservistas cruzaron la frontera y recorrieron en bus los 260 kilómetros hasta la capital boliviana. La Policía los fotografió ingresando a tres lugares estratégicos: el edificio Illimani, sede de la Embajada de Venezuela; el edificio ‘Multinacional’, donde se encuentra el Estado Mayor de la Policía Militar, y a uno de los cuarteles de la Policía Militar. CARETAS pudo ver dichas fotografías.
¿A qué iban?
La Policía Militar de Bolivia es la encargada de instruir y entrenar a los reservistas de ese país. Según la Dircote, cada mes llegan a La Paz grupos de reservistas peruanos para entrenarse en la Policía Militar por espacio de tres semanas, aproximadamente. Luego retornan al Perú por la frontera con Puno.
El teniente coronel Ramiro Torrico Suárez, comandante en jefe de la Policía Militar de Bolivia, negó la versión policial en una entrevista telefónica concedida a CARETAS la tarde del lunes último. “No hay ningún peruano dentro de la Policía Militar en el Ejército boliviano. Eso es falso. Todos son bolivianos”, dijo. Una versión similar fue ofrecida por la Oficina de Comunicaciones del Ministerio del Interior de Bolivia.

miércoles, 26 de marzo de 2008

Hambre y Armas. Subeditorial de LT oportuno y lacerante

El Programa Mundial de Alimentos de la ONU necesita reunir 500 millones de dólares en las próximas cinco semanas para cumplir las metas de alimentación a 73 millones de personas en 81 países del mundo. Si no lo consigue antes del 1 de mayo, tendrá que empezar a racionar la comida, con grave riesgo para la supervivencia de quienes esperan recibirla. Si comparamos la cifra requerida con los gastos militares de las naciones más poderosas del planeta, se puede advertir una enorme desproporción que lleva a presumir que el ser humano no pude despojarse de su instinto destructivo y, en lugar de volcar sus esfuerzos a salvar su especie, hace todo lo posible por aniquilarla. No se trata de una exageración; las cifras hablan por sí solas. El año pasado los gastos militares de los Estados Unidos llegaron a 600 mil millones de dólares, lo que representa un 50 por ciento del gasto mundial por ese concepto. Muy por debajo, sin que ello los libere de semejante irracionalidad, están el Reino Unido, con 55 mil millones, seguido de Francia con 45 mil, Japón con 41 mil, Alemania con 35 mil, China con 35 mil y Rusia con 24 mil millones. Ante esta "orgía de gasto", lo que la ONU pide es un monto ínfimo. "Instamos a su Gobierno", dice una carta enviada por el organismo a los países donantes, "a ser todo lo generoso que pueda para ayudarnos a cerrar este agujero que sigue creciendo diariamente". ¿Será posible que este desesperado llamado encuentre eco entre esas naciones que no reparan en gastos cuando se trata de llenar sus arsenales pero se muestran reacias cuando llega el momento de ayudar? Así lo esperan millones de necesitados, que corren el riesgo de quedarse sin el alimento diario.

lunes, 24 de marzo de 2008

observaciones puntuales de la Iglesia a la NCPE masista

La Conferencia Episcopal de Bolivia señaló cuestionamientos concretos a 16 artículos del proyecto de nueva Constitución Política del Estado y advirtió sobre otros, al señalar contiene amenazas contra la democracia y la convivencia pacífica, promueve la discriminación, la exclusión y la confrontación. El documento de 16 páginas titulado “Orientaciones pastorales sobre el proyecto de CPE”, señala que la legalidad del nuevo proyecto de Constitución está en el centro de un debate con posiciones encontradas, y que los obispos se encuentran “altamente preocupados porque todo el proceso que ha sido marcado por las presiones y la violencia que, al desplazar el camino del diálogo, echa por tierra el esfuerzo realizado y las esperanzas depositadas en el mismo proceso”. Las observaciones y reflexiones de la cúpula de la Iglesia católica se produce en momentos en que los mismos obispos aceptaron facilitar y promover el diálogo entre el Gobierno y la oposición, en procura de un gran acuerdo nacional. El tema central de ese diálogo, es precisamente el texto constitucional aprobado por la Asamblea Constituyente a mediados de diciembre pasado. Este es un resumen de las principales observaciones: - El actual proyecto de CPE no expresa un verdadero pacto social de unidad e integración entre los bolivianos, tal como se refleja en las disputas y en las discordantes reacciones que ha suscitado. Por lo tanto es comprensible que existan grandes sectores de la población que no se sientan representados en este proyecto. La nueva CPE no puede ser un instrumento para generar y perpetuar hegemonías personales, sectoriales, partidarias o de gobierno; tampoco puede consagrar una visión parcial del Estado y de la sociedad. Por el contrario, debe reflejar el pensamiento y la sensibilidad de la gran mayoría de la población, defender sus derechos, plantear reglas claras y no contradictorias para el ejercicio del poder y su alternancia democrática evitando cualquier peligro de totalitarismo. Sería ilusorio pensar que, en la situación actual, los problemas que advertimos puedan ser resueltos por la vía de los referéndumes propuestos que podrían profundizar y agravar las diferencias y la confrontación, con lamentables consecuencias para nuestro futuro. Éstos no son, por si solos, un medio de concertación, la que tiene que lograrse previamente a través del diálogo. - LA PERSONA Y SUS DERECHOS (Cf. Art. 13 y ss.)Preocupa que, en el proyecto de CPE, el carácter progresivo (Art. 13 inc. I) de los derechos en general, sin precisar su alcance, pueda dar lugar al desconocimiento y restricción de derechos esenciales para la dignidad del ser humano, que no deben depender de condiciones históricas, económicas, políticas y culturales para su ejercicio y protección. La vigencia de los derechos civiles y políticos puede encontrarse gravemente comprometida por el amplio margen de discrecionalidad del Estado; por ejemplo, en la aplicación retroactiva de sanciones penales para algunos delitos, en la configuración apropiada del delito de traición a la patria, en las limitaciones jurídicas y no morales a la libertad de expresión, como corresponde. - Derechos colectivos e individuales (Cf. Art 58 y ss; 67 y ss; 70 y ss.)Valoramos el enriquecimiento del sistema de derechos con la incorporación de los derechos colectivos, los mismos, sin embargo, que deben ejercerse en armonía con los individuales, sin discriminación. (Cf. Art. 30) En los casos en que se presenta una contradicción entre los derechos colectivos e individuales, el proyecto de CPE no establece una regla explícita de solución que dé preeminencia a los derechos esenciales a la dignidad del ser humano. Es imprescindible que el proyecto de CPE defienda dicha preeminencia, como principio inherente al ser humano concreto, incluso por encima de los intereses circunstanciales de la comunidad. - Vida (Cf. Art. 15 y 66)Al no indicar desde cuándo se tiene derecho a la vida, se crea un vacío legal que puede ser mal interpretado a favor de la interrupción voluntaria de la gestación. El proyecto de CPE, al reconocerlos derechos sexuales y reproductivos (Cf. Art 66), abre la posibilidad de que se legalice el aborto, que es supresión de la vida de un ser humano por nacer. - Familia (Cf. Art. 62 y ss.)La ambigüedad de los derechos llamados sexuales y reproductivos pone en peligro la integridad de la familia en su función procreativa y debilita el derecho y la misión educativa de los padres para con sus hijos. Bajo la expresión: “derechos sexuales y reproductivos” subyacen otras realidades como la libre educación y orientación sexual, el derecho a la confidencialidad sexual de los niños y adolescentes, el acceso gratuito a toda clase de anticonceptivos, incluyendo los métodos abortivos. En otras palabras, se abren las puertas a una degradación de la sexualidad vivida sin amor y sin respeto de la dignidad humana. - Educación y enseñanza religiosa (Cf. Art. 17, art. 77 y ss.)Consideramos que el proyecto de CPE presenta la educación como un instrumento de propaganda y formación ideológica de exclusividad del Estado, en lugar de ser concebida como un derecho fundamental de la persona y un bien de la sociedad en su conjunto, es decir, un bien público. Limita la legítima libertad de enseñanza, la participación de la familia, de las comunidades y de las regiones. Esta visión permitiría a cualquier gobierno usarla como un mecanismo de ideologización desde un control centralista, además de hacerla uniformizante. La educación es responsabilidad de todos y de ninguna manera puede ser monopolio de ningún gobierno. No se reconoce ni se garantiza explícitamente el derecho humano a la enseñanza religiosa, poniendo en riesgo la vigencia de la materia de Religión, ética y moral en el currículum, en caso de la implementación de una política pública adversa. El derecho de los padres a elegir la educación de sus hijos alcanza también a la educación religiosa que ellos deseen darles. El reconocimiento de la educación de convenio está planteado de tal manera, que desconoce a sus unidades la facultad propia de dirigirse y gestionarse, quitándole su identidad. El proyecto de CPE, al plantear que “la formación de docentes será única, fiscal...”, atenta contra el derecho de la sociedad civil a la enseñanza en todos los niveles y reafirma un concepto por el que el Estado monopoliza la función docente, lo que es moralmente inadmisible. - EL ESTADO Y SU ORGANIZACIÓNNación (Art. 1 y ss.)En el proyecto de Constitución no se rescatan los conceptos de nación y nacionalidad boliviana como vínculos comunes y universales de pertenencia de todos los bolivianos. El concepto de nación debe ser entendido como “el espacio unificador común del pueblo boliviano”. Se trata entonces de hacer de Bolivia una Nación de pueblos originarios y de ciudadanos de distintos orígenes, muchos de ellos mestizos. Todos los bolivianos, por el solo hecho de pertenecer a la Nación Boliviana, tienen iguales derechos y obligaciones. El ser parte de un determinado grupo social no debe ser motivo de discriminación o privilegio en la organización del Estado, la representación política, la administración de justicia ni en el uso y aprovechamiento de los recursos naturales. Ciudadanía (Art. 142 y ss.)No es democrático, ni contribuye a la pacífica convivencia, que en el proyecto de Constitución se niegue la ciudadanía y se discrimine, en el ejercicio del derecho político a ser elegido, a todos aquellos bolivianos que sólo hablan un idioma oficial, ya sea el castellano o una sola lengua indígena, negándoles por esta razón el acceso a las funciones públicas. - Representación Política (Art. 210 y ss.)La incidencia de la plurinacionalidad en la composición de la Asamblea Legislativa Plurinacional y la adopción de sistemas electorales exclusivamente mayoritarios en la Cámara de Diputados pueden distorsionar la base proporcional y equitativa de la representación política y el adecuado reconocimiento de las minorías. La sobre representación política es fuente de exclusión y de confrontación. - Poder Ejecutivo (Art. 166 y 173)La excesiva concentración de poder en el Poder Ejecutivo, rompe un necesario equilibrio e independencia entre poderes que se ven amenazados también por una confusión entre las funciones legislativa y ejecutiva. Puede ser fuente para autoritarismos que no se compatibilizan con los valores democráticos que exige la población. - Autonomías (Art. 270 y ss.)En el tema de las autonomías es positivo que el nivel nacional del Estado mantenga atribuciones que garanticen la unidad del país y una base de derechos fundamentales comunes para todos sus habitantes. Sin embargo debe compatibilizarse con legítimas aspiraciones departamentales y locales, sin perder de vista similares aspiraciones de los pueblos indígenas en un marco de compatibilidad, complementariedad y de progresiva implementación armoniosa. La superposición de niveles autonómicos departamentales e indígenas, sin una adecuada delimitación y concordancia de sus atribuciones y competencias, puede llevar a su reciproca anulación e inviabilidad. El desarrollo del país requiere la complementación entre los distintos niveles del Estado: nacional, regional y local. - Justicia (Art. 181 y ss; art.191 y ss.)El proyecto de CPE señala el reconocimiento constitucional de la justicia ordinaria y la indígena, hecho histórico que aceptamos como fruto del proceso cultural. Sin embargo, la forma de estructurarlas y organizarlas podría llevar a una superposición de ambas en el plano personal, territorial y material que generaría conflictos legales y jurisdiccionales constantes de difícil solución, afectando a la seguridad jurídica y al estado de derecho. En la práctica puede llegar a establecerse una justicia dual. La elección por voto universal de las máximas autoridades de la función judicial y la revocatoria de su mandato, que puede ser activada por el denominado “control social”, rompe el principio básico de independencia del poder judicial y puede justificar la presión social y política sobre la administración de justicia. - Control Social (Art. 142 y ss.)Valoramos que se dé un reconocimiento constitucional y un cauce institucional al “control social”, pero vemos con preocupación que algunas de sus atribuciones pueden subordinar los órganos del Estado, que representan al conjunto de la sociedad, a grupos que representan intereses sectoriales particulares. - Relaciones Estado – Iglesia (Art. 4)Sería loable que la nueva CPE reconozca explícitamente la relevancia histórica, social y cultural que ha tenido la Iglesia Católica y otras Iglesia cristianas, así como la religiosidad de los pueblos indígenas, en la construcción de la identidad de la nación boliviana. - Organización económica del Estado (Art. 307 y ss.)De la misma manera que en el pasado criticamos con claridad un modelo económico neoliberal radical, alertamos ahora ante la tendencia marcada de una economía estatista y centralizada presente en el proyecto de CPE. - Recursos Naturales (Art. 348 y ss.)La propiedad legítima de todos los bolivianos sobre los recursos naturales seencuentra desconocida en algunas disposiciones del proyecto de CPE como los queconfieren un uso y aprovechamiento exclusivo a los pueblos indígenas sobre recursos naturales renovables, con exclusión de quienes no forman parte de los mismos. Es necesario impulsar un cambio de mentalidad para que estos recursos se transformen en oportunidad para el desarrollo, superando la lógica rentista y de dependencia que han marcado en nuestra historia la explotación y beneficio de los mismos. - Reforma constitucional (Art. 411 y ss.)Es peligroso que, en el proyecto de Constitución, se establezca que su reforma parcial se realice en un solo período constitucional y solamente por la votación de la mayoría absoluta de los miembros de la Asamblea Legislativa, aunque ella esté sometida a consulta popular. Con este sistema se abriría la puerta a cambios sustanciales de la Constitución, sin un amplio consenso y en función solamente de intereses políticos de algunos sectores.

martes, 18 de marzo de 2008

los ponchos rojos y el correo (su cuota de poder)

reproducimos aquí, una de las "columnas de perfil" del ingeniso Alfonso Prudencio, Paulovich:

Como todos los días, fui al Correo para ver si alguien me había escrito una carta desde Nueva York o desde Cochabamba, ciudades donde residen dos viejecitas que fueron mis enamoradas en mi lejanísima juventud y que juraron escribirme todas las semanas como hacían las enamoradas antiguas.Me dirigí a la ventanilla del reparto general de cartas para ver si alguna de mis ex novias había cumplido con su promesa formulada hace décadas y entre lágrimas, pero una vez más la empleadita del Correo (que hoy se llama Ecobol, Empresa de Correos de Bolivia) me dijo con tristeza: “No tiene usted nada y eso es porque ahora las enamoradas utilizan el correo electrónico o el teléfono, porque ya casi no existe el epistolario sentimental y casi se puede decir que ya no existe el estilo de las cartas de amor”.Aparecieron otros empleados y con mi natural despiste les pregunté por mi pariente Édgar, que fue gerente de Correos hace 30 años y que manejó correctamente esas dependencias; una empleada viejita me dijo que él vivía en Cochabamba y otra más joven me comunicó: “Mi amigo ‘Tony’ Penacho, caballeroso gerente, también ha dejado ese cargo y ahora Correos de Bolivia pertenece a los ponchos rojos por su cuota de poder”.De esa manera me enteré de que el señor Marcel Javier Vargas Ortiz es el nuevo gerente de la Empresa de Correos de Bolivia, que había jurado desempeñar su cargo ante el ministro de Obras Públicas, Oscar Coca, que le dijo con voz solemne: “Si cumple juramento, que la patria y los ponchos rojos lo premien y si no, se lo demanden”.Al conocer esa insólita forma para posesionar a un funcionario tan importante, prorrumpí en aplausos, lo cual llamó la atención de mis interlocutores, uno de los cuales me preguntó por la razón de mis palmas, a lo que respondí: “¡Qué tipo macanudo el ministro de Obras Públicas! Aplaudo su sinceridad y su franqueza al declarar que los ponchos rojos ya tienen su cuota de poder y serán ellos los encargados de premiar o castigar al nuevo gerente de la Empresa de Correos”.A raíz de ese hecho tan significativo, mis parientes, mis amigos y yo sabemos que nuestras cartas que llegarán al Correo serán cartas bajo el poncho y que las huestes de Achacachi tendrán bajo su mando una repartición tan importante.A partir de mañana continuaré visitando el Correo en busca de una carta de amor procedente de España, o de mis antiguas novias que viven en Cochabamba y Nueva York, y que un día juraron escribirme todos los días, promesa que incumplieron.Seguiré yendo al Correo luciendo siempre un poncho rojo, prenda que me fue obsequiada por ser director y fundador del Achacachi Times.

domingo, 16 de marzo de 2008

qué viene al final de la guerra del Irak?

en extenso artículo el gran diario La Nación nos ofrece un análisis completo de lo que ha sido y es actualmente el conflicto por el petróleo que en su parte final subraya:

Lo que vendrá ¿Hubo, acaso, algún saldo positivo para Washington durante estos años? Sí. Para empezar, reafirmó que, aun sin apelar a su arsenal nuclear, su poderío militar es inigualable. Y a diferencia de lo que ocurrió con Vietnam, esta vez su sociedad cobija a sus veteranos. También confirmó que sus acciones y omisiones -allí, en Afganistán, Irán, Pakistán, Siria, el Líbano o los Territorios Palestinos- son seguidas con atención alrededor del mundo. Continúa siendo un parámetro, para bien o para mal. Aún queda por precisar, no obstante, si la doctrina de los "ataques preventivos" seguirá en pie cuando Bush se marche de la Casa Blanca. Es notable, por lo pronto, que sus aliados más cercanos que validaron esa teoría y lo acompañaron en el ataque hayan tenido que dar un paso al costado: el británico Tony Blair, Aznar, el italiano Silvio Berlusconi, el australiano John Howard. Otra buena nueva para Washington es que, como lo demuestran las encuestas en la Argentina, América latina y otras partes del mundo, su imagen negativa tiene todo que ver con Bush y no tanto con el país en sí. Sin importar quién lo reemplace en enero de 2009, su salida renovará las esperanzas globales. Qué ofrecerá el futuro, claro está, dependerá también de quién triunfe en las urnas de noviembre. Si gana Obama, o Clinton, podría darse una retirada por etapas, pero si vence el republicano John McCain, el plan será establecer una presencia militar, como en Corea del Sur o Alemania, durante "quizá 100 años", según adelantó. Una fecha precisa de repliegue dependerá también de cómo continúe la escalada. Todas las variables negativas -ataques, muertes- han bajado, al igual que mejoraron otras -provisión de servicios públicos, producción petrolera y gestión federal-. Pero esos ejes tienen un límite preciso: la voluntad de avanzar unidos de sunnitas, chiitas y kurdos. Para Bush, en tanto, el sentido de la guerra mutó por completo durante estos 5 años. Ya no expone los frutos de una victoria -un Irak estable, el colapso de Irán y Siria, la democracia germinando en la región-, sino los fantasmas de una derrota. "Las consecuencias de un fracaso en Irak serían muerte y destrucción en el Medio Oriente y aquí, en Estados Unidos", dijo en 2007. ¿Qué fue de aquel líder optimista que se ufanó de su paz de espíritu ante Aznar? Algunas cifras
El número de muertos en el frente iraquí varía según la fuente, con una oscilación que va desde 150.000 hasta 600.000. En el caso norteamericano, se calculan 4000 soldados muertos y 29.000 heridos desde el comienzo del conflicto.
El 43 por ciento de los iraquíes vive en absoluta pobreza, de acuerdo con la organización humanitaria británica Oxfam, mientras que unos ocho millones necesitan asistencia humanitaria. Uno de los principales obstáculos para la reconstrucción del país es la corrupción. En el ranking internacional de corrupción elaborado por Transparencia Internacional, Irak figura tercero, entre los peores.

miércoles, 12 de marzo de 2008

inavitable la crisis por el alza del petróleo

Confirmando lo que ya habían proyectado los expertos a finales de 2007, el precio del crudo sigue batiendo sus propios récords y ya superó la barrera tan temida de los US$ 100 para cotizarse, el martes, por encima de los US$109 el barril, impulsado, entre otros factores, por la crisis financiera en EEUU y la baja del dólar.

Otros factores claves de incidencia en el precio del petróleo como detonante de una crisis mundial -según los analistas económicos- se motorizan por medio de la especulación bursátil con las acciones energéticas, la sobredemanda de energía, y el escenario siempre latente de conflictos geopolíticos y militares que se se cierne sobre regiones petroleras estratégicas en Asia, Africa y Medio Oriente.

A este panorama desestabilizador de los mercados se sumó, la semana pasada, un informe de la Reserva Federal de EEUU advirtiendo sobre una desaceleración de la economía estadounidense en todos sus niveles.

El sondeo de la Reserva Federal -elaborado con base en la información suuministrada por sus 12 bancos regionales- encontró una desaceleración en las empresas de servicios en la mayoría de sus distritos, mientras que en la mitad de las regiones encuestadas se evidenció un enfriamiento del sector manufacturero.

El informe del banco central estadounidense se hizo eco de los comentarios realizados previamente por el secretario del Tesoro de EE.UU., Henry Paulson, quien manifestó que la economía estadounidense se había desacelerado "considerablemente".

Estas apreciaciones son coincidentes -en general- con las proyecciones del FMMI, el Banco Mundial, el G-7 (potencias capitalistas centrales), el G-10 (los 10 bancos centrales más importantes del sistema), que indican un proceso recesivo a escala global con epicentro en la crisis financiera de EEUU, la depreciación del dólar y la espiral alcista del petróleo, que genera como emergente inmediato una escalada mundial del precio de los alimentos.

Los datos decisivos en esta caída generalizada de los mercados y su efecto inmediato acechante: la estanflación mundial (combinación de recesión con inflación), continúan siendo -según coinciden la mayoría de los analistas- el derrumbe del dólar, la escalada de los precios del petróleo y su impacto desestabilizador sobre los mercados y la economía global.

Según los expertos, sí las "turbulencias" en los mercados bursátiles se juntan finalmente con la escalada de los precios del petróleo, la baja del dólar, y un desenlace de los conflictos geopolíticos-militares latentes, este cóctel se pueden convertir en dinamita recesiva para la economía mundial liderada por el Imperio estadounidense.

Pero, por ahora, lo que ya se visualiza claramente (a nivel de acción-reacción) es el impacto de la escalada del costo del petróleo y de la energía en los precios de los alimentos a escala global.

En 2007 el precio global de los alimentos registró un aumento del 40%, y como su efecto más inmediato se está incrementando el número de personas que pasan hambre en el mundo, acaba de advertir la agencia de Naciones Unidas responsable de la ayuda alimentaria a los países pobres.

Entre los factores causales se encuentran el aumento del petróleo y la suba del maíz por la producción de biocombustibles.

La repercusión más inmediata de la suba récord de los precios del petróleo -según los expertos- puede ser una escalada mundial (como ya está sucediendo) de los precios de los alimentos de consumo diario, esenciales para la supervivencia, debido a la alta incidencia de los combustibles en sus costos, principalmente en el sistema de producción y comercialización y el transporte.

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), los productos más consumidos del mundo, como pan, carne, azúcar, maíz y arroz se tornan cada vez más caros debido al desarrollo de energías alternativas basadas en cereales, ricino y caña de azúcar (biocombustibles).

Pero ese proceso de suba gradual puede incrementarse a niveles imprevisibles si continúa la suba sostenida de los precios del crudo que ya han superado su propio récord en los mercados internacionales.

El precio del petróleo, por su incidencia en la cadena de precios, afecta directamente a los alimentos de mayor demanda de consumo en el mundo, como pan arroz, papas, azúcar, carne, leche, huevos y manteca, esenciales en la cadena alimentaria de cualquier familia.

En ese sentido, aclara la FAO, la disparada récord del precio del petróleo no afecta sólo a los automovilistas y transportistas, sino que también empuja el alza del precio de los alimentos cuya fabricación y transporte depende fundamentalmente de los combustibles.

Es por eso que, como repercusión más inmediata de la suba récord de los precios del petróleo -según se verifica- ya se desató una escalada mundial de los precios de los alimentos de consumo diario, esenciales para la supervivencia, debido a la alta incidencia de los combustibles en sus costos, principalmente en el sistema de producción y comercialización y en el transporte.

La suba de los alimentos de consumo esencial, a su vez, actúa como principal disparador de la tasa de inflación y del consecuente proceso de recesión económica que conlleva lo que los expertos denominan estanflación.




En este escenario, EEUU, la principal potencia económica-financiera imperial se encamina (y arrastra consigo a todo el sistema capitalista) hacia la estanflación (recesión con inflación), cuyo pronóstico (todavía en estado larval) lo viene vaticinando la propia Reserva Federal de EEUU con sus anuncios sobre que habrá una reducción del crecimiento de la economía estadounidense con posibles brotes inflacionarios.

El petróleo es el elemento clave y (el motor de todos los motores) para mantener una ecuación equilibrada del "modelo" de explotación capitalista vigente que tiene en el boom de las exportaciones de materias primas controlado por las trasnacionales en los "países emergentes" (pagando salarios africanos y eludiendo impuestos), y en el boom industrialista de los mercados asiáticos controlado por las trasnacionales (pagando salarios africanos y eludiendo impuestos) y en la "burbuja financiera" controlada por los grandes consorcios financieros sionistas (desde la Reserva Federal y los bancos centrales europeos y asiáticos), sus motores de crecimiento y expansión a escala global.

La preocupación de las autoridades del capitalismo mundial, según un informe de The Wall Street Journal, es que el inmenso castillo financiero construido sobre los cimientos del mercado de bienes raíces se está derrumbando, lo que ya comenzó a desacelerar la economía estadounidense con un efecto dominó recesivo sobre la economía global, tal como lo vienen anticipando el FMI, la Reserva Federal y el Tesoro norteamericano, además de las autoridades monetarias y principales gurúes (Greenspan, entre ellos) de los países centrales.

Y en esta dialéctica interactiva petróleo-crisis financiera-conflictos geopolíticos, el oro negro (por su incidencia sobre el precio de los alimentos) ya se ha convertido en el eje estratégico de una potencial crisis global del sistema capitalista que puede estallar en este 2008, según vaticinan un conjunto de especialistas.

En suma, y según la visión de los expertos en Wall Street, la conjunción del "dólar débil" y del incremento en la demanda, alimentan la escalada del precio del petróleo (el motor de las economías centrales y emergentes) con el consecuente peligro de desatar un proceso inflacionario con retracción de la economía y del consumo a escala global.

Otro factor a tener en cuenta es que, debido a que la mayoría de los commodities, incluyendo el petróleo, se cotizan en dólares, y a los productores se les paga en esa moneda, los precios de las materias primas y de los alimentos aumentan a medida que el dólar se deprecia, según explica un informe del diario The Wall Street Journal.

El factor dólar débil-petróleo alto afecta en primer término a las "economías centrales" de EEUU y Europa, y se cierne como un fantasma sobre China, la llamada "fábrica del mundo", y mayor demandante global de petróleo y materias primas, que comienza a experimentar los primeros síntomas inflacionarios-recesivos en su economía.

Como consecuencia más inmediata, ante un dólar débil (la moneda de transacción comercial del petróleo) los productores (para mantener sus ganancias) seguirán -según los especialistas- aumentando los precios con el peligro de desatar un proceso inflacionario con retracción (recesión) de la economía y el consumo a escala global.

En este escenario, con EEUU en proceso de una "recesión anunciada" (todavía en estado larval), con la crisis financiera-subprime pendiendo como una espada de Damocles y con el precio del crudo tocando los US$ 110, algunos de los principales países productores de petróleo ya estudian cómo desprenderse de su histórica dependencia de la divisa estadounidense y decretar su funeral como "moneda de transacción petrolera".

Pero la "dolarización" que rige el actual modelo de economía capitalista globalizada lleva a que las reservas de las principales potencias capitalistas (así como la mayoría del mercado financiero y las transacciones comerciales a escala global) estén atadas a la divisa estadounidense, y que desprenderse de ella implique un riesgo de descalabro financiero, no solamente para EEUU, sino para todo el sistema capitalista en su conjunto.

Resumiendo el cuadro: La actual crisis en desarrollo del "modelo globalizado" de economía capitalista (que amenaza, en primer lugar, al Imperio estadounidense) tiene tres actores-detonantes centrales:

A) El derrumbe del dólar (por ahora, la moneda patrón de las transacciones mundiales),

B) la crisis subprime-financiera de EEUU (que desequilibra los mercados mundiales),

C) la escalada de los precios del petróleo (que la mayoría de los especialistas ve como el desencadenante clave de un proceso recesivo a escala mundial raíz de su incidencia en el aumento del precio de los alimentos).

En la resolución de este peligroso cóctel se resume el futuro inmediato del planeta gobernado por el sistema capitalista sionista con sede central en Wall Street.

Manuel Freytas especialista en inteligencia y comunicación estratégica ha realizado un estudio profundo que les hemos ofrecido sobre la crisis mundial provocada por la subida del petróleo, estudio destinado al mayor análisis y enriquecimiento de los estudiantes bolivianos.

lunes, 10 de marzo de 2008

Juan Claudio Lechín se dirige al Presidente Morales

Bolivia está viviendo uno de los momentos más críticos de su historia. El proyecto de Constitución Política del Estado auspiciada por usted y el efecto-respuesta de las Cartas autonómicas —dos propuestas incompatibles—, están luchando posiciones y buscan legitimarse vía referendums, que de cumplirse atizarán irreversiblemente odios y confrontaciones.
Es en el poder, y no en gobernados ni opositores, donde descansa la primera responsabilidad política y sus consecuencias. Le toca, pues, a su gobierno reconducir los ánimos nacionales hacia la paz y la concordia. Y en sus manos, señor presidente, está la única acción que puede hacerlas posible.
En mi condición de ciudadano me permito pedirle un acto de singular grandeza, una decisión de estadista, del jefe que precautela la vida de los habitantes y la unidad de la nación por encima de cualquier consideración partidaria, ideológica o personal.
Le solicito, señor presidente, suspenda el proyecto de Constitución Política del Estado que usted patrocina pues es la causa nuclear de las desavenencias nacionales mas allá de los aciertos o errores que contiene; y luego convoque a una nueva Asamblea Constituyente pues todos coincidimos en la necesidad de mejorar la condición justa e inclusiva del Estado boliviano. No se trata de postergar, posponer o filtrar su proyecto constitucional lo que daría paso a un sinfín de cálculos de todo lado sino que se trata de retirarlo definitivamente.
Cuando instrumentos políticos empiezan a poner en riesgo al pueblo y a la nación, cuando instrumentos políticos —aún los mejores—, destapan torvos instintos individuales y resquebrajan las normas elementales de la convivencia, cuando instrumentos políticos a nombre de grandes ideas imponen la marginación y el desprecio, coartan el derecho a la libertad y desatan fuerzas incontrolables, es señal inequívoca que ha llegado el momento de reconsiderar la pertinencia de esos instrumentos políticos, y se impone el sabio camino de buscar consensos, un avanzar acordado hacia el porvenir.
Retirar el proyecto de Constitución Política del Estado es una decisión heroica como heroicas son las acciones cuando todos los demás caminos conducen al abismo. Retirando su proyecto constitucional, inducirá usted a la inmediata concordia pues respaldado por el ejemplo tendrá la autoridad moral para solicitar lo mismo de las regiones, evitando así los irreparables desenlaces que hoy se anuncian. Por su parte, la nueva Asamblea Constituyente, ya sin presiones ni angustias, encontrará los caminos que hermanen a los bolivianos.
Algunos de su entorno palaciego, enceguecidos por el narcisismo del poder y usando argumentos melodiosos, insistirán en intensificar la confrontación. Si los escucha, deberá usted desatar fuerzas enormes que, como siempre en la historia, terminarán por volverse en su contra.
La historia está atenta para juzgarlo. Debe usted decidir si será padre o verdugo de Bolivia; si será quien consolide la unidad del país o será el último presidente de lo que hoy es Bolivia, tan herida de muerte al igual que nuestra democracia.
Con mi mayor respeto.
Juan Claudio Lechín W.

la prensa internacional preocupada por Bolivia

EDITORIAL
Peligroso juego de Evo Morales

--------------------------------------------------------------------------------

El presidente de Bolivia, Evo Morales, ha puesto a su país al borde de la fractura interna al promulgar las leyes de convocatoria a dos referéndum para el próximo 4 de mayo: una de ellas está referida a los latifundios y la otra a ratificar la nueva Constitución de Bolivia, con la que apunta a "refundar" la Nación.

El conflicto se ha planteado por la oposición de seis de las nueve provincias en que está dividido el país. Jurisdicciones en las que no están de acuerdo con el proceso legislativo del que surgieron los referéndums, al que califican de "golpe de Estado", y por lo que han convocado a una "resistencia civil". A su vez, las provincias opositoras vienen trabajando en la puesta en vigencia del estatuto autonómico de Santa Cruz, que tiene como objetivo principal transformar a Bolivia en un país semifederal, acabando con el sistema de prefectos nombrados por el gobierno central, lo que, lógicamente, no es bien visto por las autoridades nacionales.

Morales está convencido de que está actuando convenientemente y que con la imposición de las dos polémicas normas, va a lograr la transformación de un país donde a pesar de que la economía está mejor que en muchos años, la distribución del ingreso sigue siendo deficiente generando grandes abismos sociales.

Uno de los referéndums apunta a acabar con los latifundios, y en ese sentido los bolivianos deberán decidir si el máximo de los predios agrarios será de 5000 o 10.000 hectáreas. El otro someterá al voto popular el conjunto del texto constitucional aprobado en diciembre pasado, con el que Morales pretende "refundar" Bolivia.

Una muestra del preocupante panorama está en que ante el descontento de un sector de la población y la oposición expresada por las provincias de Santa Cruz, Beni, Pando y Tarija, el dirigente minero, Andrés Villka, en presencia del propio Evo Morales, manifestó que "si es necesario vamos a tener que ir a Santa Cruz a reprimirlos", para evitar cualquier acción que pueda llegar a cambiar los planes del gobierno central, los cuales no merecen discusión.

El presidente boliviano está jugando peligrosamente con la unidad de su país, y sin interesarle alcanzar un amplio consenso pretende conseguir legitimidad para la reforma que planea implementar a cualquier costo. Un mal ejemplo institucional, que ojalá no se extienda a otros regímenes populistas latinoamericanos, por el bien de la democracia que tanto costó instaurar.
(Del diario de Cuyo, Argentina)

miércoles, 5 de marzo de 2008

la MAS-horca. Dos

Durante 30 años gobernó Buenos Aires Juan Manuel Rosas conocido como el tirano que ejerció la dictadura aduciendo que Argentina no estaba preparada para la Democracia. Rosas despertó movimientos de resistencia que jamás lo dejaron tranquilo. Muchos lo tienen como el personaje más siniestro de la historia republicana creador de La Mazorca su policía secreta con el nombre de Sociedad Popular Restauradora parapolicial y seudo militar capaz de cometer las peores atrocidades que infundió terror por su forma de actuar, bastante parecido al
control político de San Román, y los comandos del MNR, y más recientemente a los mal llamados movimientos sociales. Los mazorqueros tenían permiso para matar y llevaban como distintivo para cometer sus tropelías un pañuelo rojo atado al cuello y su logotipo una espiga de maíz de donde asociaban el nombre de mazorca, que en realidad significaba mas+horca, o sea muerte, deguello, fusilamiento.

Abundante literatura refrenda la prolongada tiranía que soportó el bonaerense desde 1832 hacia adelante y se han producido notables novelas como Amalia de José Mármol, Facundo de Domingo Faustino Sarmiento y otras que pintan de cuerpo entero la crueldad de los mazorqueros y conste que fue el agudo ingenio de Winston Estremadoiro que ya en diciembre de 2005 sostuvo que “el equivalente de La Mazorca se ha gestado en los movimientos sociales, prósperos negocios del kilombo en un país de gobiernos anémicos” y en otro momento de aquel profético artículo “en un eventual gobierno del cocalero, el equivalente a la mazorca sería la coordinadora de tutti quanti, cuyo emblema sería la hoja de coca...el pasado terrorista de García Linera propende a la emulación de un Trotsky fundador del Ejército Rojo.” (Por entonces el país, menos Estremadoiro sabían del cordón umbilical que unía al personaje con los emblemáticos ponchos rojos de Omasuyos)

La Mazorca registraba casa por casa, arrestaba, torturaba y mataba. El método era el deguello. Los cadáveres los exponían colgados y las cabezas en picas. No había desaparecidos. Todo estaba a la vista “transparencia” como dirían hoy en día. Los ejecutores eran el brazo armado de la Sociedad Popular Restauradora disponían de todo el apoyo logístico de la policía ordinaria con “retiradas estratégicas” para dejar despejado el escenario de sus actuaciones y librada la suerte de los opositores a la barbarie mazorquera. Se movían por todo el país como hoy de El Alto a Sucre, de Cochabamba a Oruro, nadie podía detenerlos, como hoy se camouflaban de folkloristas o con cascos de mineros, hasta que cuando cayó Rosas, porque todos los tiranos caen un día del árbol del poder, los mazorqueros fueron arrestados y juzgados y condenados. Eran exsoldados rasos, expolicías, serenos o ladrones. La escoria. Es curioso dice un autor que este tipo de agrupaciones tomen nombres y símbolos que se refieren a la fuerza de la unidad. (El fascio es un término italiano que significa haz. El fascio romano era un haz de palos delgados con el hacha del lictor o servidor de la justicia. De allí deriva “fascismo”) No faltaron defensores a ultranza de la mazorca bajo el argumento de “es sabido que el que mata por orden superior no es responsable”.

No se puede justificar el crimen, ni siquiera el homicidio político o sea los asesinatos cometidos por las masas como en Cochabamba, como en Sucre, como en Episana, los historiadores dirían más tarde Rosas no cometió ningún crimen, mandó a matar, organizó La Mazorca, que fue un grupo de tareas para combatir a sus enemigos. Tenía eso sí un plan para mantenerse en el poder, una idea maquiavélica, que lo llevó a conservar la vida y exiliarse en Londres donde murió finalmente, sus enemigos no eran los oligarcas, eran “los unitarios” e hizo lo imposible para liquidar a sus opositores, “el que no está conmigo está contra mí”, repetía a menudo y trataba de castigar los delitos menores, el robo de gallinas, los cuatrerismos, pero los grandes medraban a su alrededor, eran favorecidos como en toda autocracia. Rosas fue un criminal? Quizá no directamente, aseguran sus biográfos que son muchos pero usó la violencia para sus propios fines, la violencia oficializada el terrorismo de estado, como se llama después de la Segunda Guerra, la intimidación mazorquera, todo en función de un plan político, “todo por el cambio y la revolución” se diría hoy. Rosas pidió y obtuvo poderes plenos, tradiciones, costumbres, formas, garantías, leyes, culto, ideas, conciencia, vidas, haciendas, preocupaciones, todo lo que fuese poder, “nunca hubo gobierno más popular” dijeron algunos peronistas más de 100 años después. Y es que como escribió Sarmiento “hay un momento fatal en la historia de todos los pueblos y es aquel en que, cansados los partidos de luchar, piden ante todo el reposo del que por muchos años han carecido, aún a expensas de la libertad” En aquel momento se levantan los tiranos que establecen dinastías o imperios, gobiernos sin límite de tiempo ni plazos legales.

La Mazorca no siempre salía a degollar, eso sí todas las noches la ciudad era suya, este cuerpo de policía también echaba lavativas de ají y aguarrás a los descontentos, les provocaba diarreas y sangrías imparables, para terminar con el corte de la yugular, esó sí la cinta colorada al cuello, bien visible de la que los matones se sentían orgullosos.

“Por sus propias limitaciones, creo que en lo hondo del subconsciente, Evo no
quiere ser Presidente. Se siente más a gusto en su rol de Trucutrú de la
política, amenazador de todo y de todos, so pretexto de cambiar las cosas en el
país. No es cuestión de asustar a la clase media, como dice su oportunista
aliado Juan del Granado, sino que lo revela una ojeada a sus planteamientos de
gobierno, que rehúsa debatir para no develar su flaqueza.”
Glosa final del
artículo de W. Estremadoiro publicado el 21.11.2005



sábado, 1 de marzo de 2008

los orureños en contra de la violencia del MAS

Los empresarios de Oruro denunciaron que el autoritarismo y abuso de poder que ejerce el partido de gobierno con sometimiento del Poder Legislativo es la mayor afrenta al pueblo boliviano y es un vil atentado contra la vida democrática.La posición fue expresada por los directivos de la Federación de Empresarios Privados de Oruro, como rechazo a la ilegalidad cometida en la sesión de Congreso del 28 de febrero, donde se aprobaron leyes, en franca violación de los derechos constitucionales de los propios legisladores.En comunicado público afirman que “mientras los gobernantes y su cúpula partidaria se jactan de ser defensores de los derechos y libertades ciudadanas convocan al diálogo de prefectos, proponen revisar el proyecto del nuevo texto constitucional y se muestran víctimas de las regiones que propugnan las autonomías, en su doble discurso, actúan con mayor violencia y cinismo que en la peor de la dictaduras, sometiendo a los legisladores y asambleístas a sus caprichos de concentrar el poder, vulnerando derechos constitucionales de todos los bolivianos”.Dicen que “la ruptura del Estado de Derecho socava los cimientos de la democracia participativa y conculca los derechos y libertades poniendo en riesgo la capacidad básica de circular por el país con el inminente peligro de perder la vida en una acción que ahora se pretende encubrir como justicia comunitaria, llevándonos el MAS a un callejón sin salida”.Recuerdan que “las 35 muertes que hasta la fecha suma el gobierno, demuestra que no importa la vida de los bolivianos y que, de cualquier forma se busca capturar el poder, obligando al repliegue de las fuerzas policiales dejando sin resguardo al Parlamento, contrariamente alentando que las milicias “populares” se ensañen contra los ciudadanos que no piensan igual que los gobernantes”.“Esta confrontación política está llevando a la debacle económica de nuestro país, con el alza de los precios y la falta de oportunidades de trabajo para los bolivianos que obliga a una más crecida migración en busca de sustento, ahuyentando la inversión privada y alentando la confiscación de tierras y la anulación de las concesiones mineras, con el único propósito de gobernar indefinidamente y aplicar un texto constitucional “stalinista”.Advierten sobre “la súbita muerte de la democracia boliviana, constituye un golpe de Estado, cuya responsabilidad está en la cúpula del partido de gobierno que asesinó el libre derecho a la expresión y viola las garantías constitucionales al capturar y acallar a los legisladores”, denunciando que “la libertad de disentir de los bolivianos está asediada por el terror, la amenaza constante y las violación de elementales derechos que nos permiten advertir que la democracia está encarcelada por las hordas fascistas del MAS, que nos obligan a salir en defensa de esos derechos para recuperar nuestras libertades constitucionales”.Manifiestan que, “en resguardo al respeto de la dignidad de los bolivianos y orureños en particular, denunciamos que la actitud amañada del propio vicepresidente de la Asamblea Constituyente, Roberto Aguilar, muestra el cinismo encaramado en el poder porque pese a comprometer la revisión del proyecto de la nueva Constitución Política del Estado, en un encuentro con los profesionales y empresarios en Oruro, ahora el gobierno aprueba leyes para legitimar un texto fruto de la impostura democrática”.Ratifican que “la actuación de facto, ilegal y sin legitimidad del gobierno y sus milicianos, es moralmente inaceptable como actitud de un totalitarismo secante que ejerce el gobierno, lo que obligará a los bolivianos a asumir el desacato y la desobediencia civil organizada”.
(La crónica está consignada en La Patria de Oruro en primerísima plana)